miércoles, 30 de octubre de 2013

Una lectura sobre la UP chilena (LCCH, trotskysmo en chile)

Una lectura sobre la UP chilena (LCCH, trotskysmo en chile)
(Lo que sigue son citas. Títulos, subtítulos, cambios de letra y subrayados son de quien gestiona este portal virtual)

Derrota

La promesa esta vez era la de abrir una "vía chilena al socialismo". Este propósito equivalía a hacer posible un "tránsito pacífico del capitalismo al socialismo", una "revolución sin costo social".

La "revolución sin costo social" se tradujo en "costo social sin revolución".

Pero las utopías que guiaron al despeñadero del fascismo a los trabajadores chilenos no flotaban en el aire, sino que eran el patrimonio teórico y político de las organizaciones y partidos que las forjaron conscientes de su responsabilidad. El fracaso de la llamada "vía chilena" es el fracaso de esos partidos y organizaciones, especialmente del PC y del PS.

Clase Obrera y su desarrollo

Para comprender en su verdadero alcance y significación el valor histórico de la experiencia UP, el hecho mismo de su existencia y las características peculiares que la acompañaron, resulta indispensable tener presente, aunque sólo sea en sus rasgos más generales, la evolución histórica del movimiento popular Chileno y en particular de la clase obrera, de sus organizaciones políticas y sindicales, el desarrollo de su conciencia clasista y su lucha permanente por ampliar el marco de las libertades democráticas y de las conquistas sindicales, todo lo cual le permitió alcanzar una gravitación sin paralelo en América Latina sobre la vida económica, social, política y cultural del país (excepción hecha de Cuba, por supuesto, donde el capitalismo ha sido destruido).

La UP se gestó, como hemos dicho, en medio de una crisis generalizada y profunda del capitalismo en Chile cuyo aspecto más significativo desde el punto de vista político lo constituía el vigoroso ascenso de la lucha de masas, la presencia de un movimiento obrero y popular férreamente organizado que en el transcurso de los últimos años había logrado demostrar su combatividad y fortaleza en la culminación exitosa de varios paros nacionales y que entregaba mayoritariamente su respaldo a aquello que la ambigua fraseología reformista había bautizado como "proceso de cambios".

Cordones industriales

-          Una vez que hicieron fracasar el paro patronal de octubre de 1972, las masas obreras y populares no echaron pié atrás. Por el contrario, continuaron formando nuevos cordones y comandos comunales en aquellos lugares en que aún no se habían organizado.

-          El gobierno y el PC intentaron por todos los medios convencer a los trabajadores para que disolvieran estas organizaciones de lucha, argumentando que el objetivo para el que, según ellos, habían surgido (esto es, hacer fracasar el paro reaccionario) ya había sido alcanzado.

-          La CUT por su lado, controlada burocráticamente por el PC y el PS y que había sido convertida en una mera oficina de enlace entre el gobierno y los trabajadores, comenzó a lanzar todo tipo de acusaciones en contra de estas nuevas formas de organización clasista y de los sectores políticos que las apoyaban. El principal cargo que los burócratas formularon contra los cordones y comandos fue el de constituir una forma de paralelismo

-          Más tarde, cuando terminó por convencerse de que eran inútiles sus esfuerzos por destruir estos gérmenes de poder obrero y popular, el reformismo intentó una nueva maniobra: confundir una vez más a las masas reconociendo formalmente la importancia de los cordones industriales y de los comandos, pero desfigurando su verdadera significación. Para los reformistas, el papel de estos organismos se reducía al de elementos se apoyo al gobierno, completamente subordinados a su dirección, es decir, sin capacidad de decisión propia. En lugar de órganos de poder independientes del Estado burgués y contrapuestos a él, los cordones se transformaban, de acuerdo a esta concepción, en apéndices del poder ejecutivo del Estado burgués

Frente a la política conciliadora del reformismo, las masas impulsaron:

-  La no devolución de las fábricas requisadas y tomadas durante el paro
-  El control y la dirección obrera sobre las industrias, hospitales, reparticiones fiscales,
etc. (en oposición al pacto CUT-gobierno que sólo permitía una "participación" de los trabajadores en la conducción de las empresas)

- El descarte definitivo de los antiguos mecanismos capitalistas de distribución, imponiendo la requisición de las distribuidoras mayoristas, dando mayores atribuciones a las JAP, creando almacenes populares e imponiendo el racionamiento sobre algunos productos básicos de consumo (la canasta popular)

Movimientos tácticos clase capitalista

Principios 1971

-          La radicalización proletaria y el efecto de las medidas económicas adoptadas por el gobierno, contribuyeron a aumentar su respaldo de masas con lo cual, a poco más de cuatro meses de asumir obtiene, en las elecciones municipales de marzo del 71 más del 50% de los votos.

-          Es pues, el momento en que se rompe definitivamente el curso conciliador de la política que habían sostenido las agrupaciones empresariales (Sociedad Nacional de Agricultura, Sociedad de Fomento Fabril) con el gobierno

-          se consolida al interior de la DC la hegemonía del sector freísta.

-          Debido a las vacilaciones del gobierno, los avances registrados en el campo económico durante los primeros meses no encontraron su complemento indispensable en el plano político institucional (Asamblea Popular, democratización del poder judicial, de las FFAA, de la educación, plebiscito, nueva legalidad, etc.) lo cual hubiera permitido desarmar en una importante medida el arsenal-conspirativo de la reacción y abrir paso a una acción más resuelta del proletariado en todos los campos.

1972

-          El desarrollo de las contradicciones al interior de la UP precipitará finalmente su primera crisis abierta en mayo del 72, tomando como punto de ruptura los acontecimientos de Concepción (enfrentamientos callejeros, Asamblea Popular, ruptura de la UP provincial,

-          Durante este período la burguesía logra constituir un centro único de dirección a nivel empresarial,

-          en tanto que en el plano político el PN y la DC se ponen de acuerdo en la formación de la CODE.

-          Para discutir estos problemas y definir claramente la política del gobierno en todos los planos, fue convocado el cónclave de Lo Curro, en el cual se impusieron en toda la línea las orientaciones sustentadas por el PC, Allende y los grupos burgueses de la UP. Básicamente estas orientaciones eran contrarias a toda iniciativa de masas que pusiera en peligro la vigencia del Estado de Derecho burgués y abriera paso a una situación revolucionaria, y partidarias de buscar un entendimiento con la DC y de poner en práctica una política de estabilización económica de corte tecnocrático

Elecciones parlamentarias 1973

-          La DC al analizar las cifras y porcentajes durante su Junta Nacional de abril llega a la conclusión de que su línea de "oposición popular en la base" propugnada por el sector Tomic-Fuentealba y vigente aún durante el período precedente como orientación oficial del partido, no pisa sobre terreno suficientemente sólido ya que no sólo se ha consolidado la votación de la izquierda, sino que la tendencia entre los sectores jóvenes es ampliamente favorable a ella. La propia votación de Frei no satisface en modo alguno a los DC. Junto a estos cálculos la DC comienza a preocuparse por el surgimiento y fortalecimiento de los cordones industriales

-          En base a estas consideraciones, la Junta Nacional de abril da un golpe de timón a la orientación política de la DC encaminándose a un emplazamiento directo al gobierno tras el objetivo de lograr su total capitulación o su derrocamiento

Después del tanquetazo

-          El gobierno debe levantar el Estado de Emergencia restituyendo el poder a intendentes y gobernadores, ante la actitud de las FFAA que clausuran radios e imponen una rígida censura de prensa sobre las Informaciones relacionadas con los sucesos de 29 de junio.
-          Al mismo tiempo, comienzan los allanamientos en gran escala de fábricas, fundos, locales sindicales y políticos y otros lugares, llevados adelante por las FFAA amparadas en las disposiciones de la ley de "control de armas".

-           Algunas radios son allanadas y clausuradas por los efectivos militares en los instantes en que transmitían programas políticos

-          Se suceden declaraciones con contenido claramente político de parte de altos oficiales. En síntesis, las FFAA comienzan a actuar por cuenta propia sin prestar efectiva obediencia al poder civil, en una perspectiva claramente golpista.

-          Crear con fuerza una imagen de ilegitimidad del gobierno:
a)     Lo primero lo logran a través de una intensa y sistemática campaña orquestada desde el Parlamento por medio de declaraciones en ese sentido de los presidentes de la cámara y del senado y, posteriormente, de un acuerdo de la Cámara en representación del poder legislativo, la Corte Suprema de Justicia, que hace también una declaración en ese sentido, y de la Contraloría que se niega a aceptar la promulgación parcial de la reforma constitucional sobre las áreas de la economía
b)    Junto a ello se hace más intensa la presión ejercida contra el comandante en jefe del ejército, general Carlos Prats, para lograr su renuncia.
c)    El PN comienza arecolectar firmas para "pedir la renuncia a Allende".

Oficiales golpistas

1. La detección y vigilancia de los oficiales y suboficiales antigolpistas.
2. Dar curso a la deliberación abierta y permanente de los oficiales en sus cuarteles.
3. Crear un estado de tensión sicológica permanente entre los oficiales y suboficiales amenazándolos con el peligro de ataques a los cuarteles o a sus familias por parte de grupos de izquierda.
4. Iniciar operativos en gran escala de allanamientos a fábricas, locales sindicales,
emisoras de radio, etc., amparados en las disposiciones de la ley de "control de
armas".

Análisis Internacional

Alianza por el progreso

-          Entre los más importantes ejemplos que expresan en forma clara la naturaleza del proyecto desarrollista impulsado por el imperialismo se cuentan los casos de Goulart en Brasil, Belaúnde en el Perú y Frei en Chile.

-          El fracaso de los ambiciosos planes de dominación imperialista representados por la "Alianza para el Progreso" en gran parte obedece al hecho de que el sistema ha comenzado a sentir los efectos de una profunda crisis económica que socava las bases sobre las cuales asentó por largos años su estabilidad social y política interna.…la economía norteamericana de posguerra ha entrado desde mediados de la década de los sesenta en una fase de progresivo agotamiento

Crisis finales de 1960s

-          industrias japonesas y europeas comienzan a disputar a los Estados Unidos el predominiosobre el mercado mundial. La exacerbación de la competencia ínter-imperialista,

-          crisis en los centros más importantes del capitalismo mundial. Desde el año 1967 no hay prácticamente ningún país imperialista que no haya sufrido los efectos de una recesión, y la crisis no hace más que comenzar.

Movilizaciones finales de los 1960s

-          en 1969 todo el norte industrial de Italia es sacudido por violentas movilizaciones obreras

-          Checoslovaquia vigorosas movilizaciones del proletariado y de las masas populares para exigir la democratización del país y su independencia con respecto a la burocracia soviética

-          aparente calma que se arrastraba desde la instauración del régimen fascista de Onganía estalla el año 69 el levantamiento del proletariado de Córdoba, generando un movimiento que adquiere por su fuerza y envergadura las características de una semiinsurrección popular. El Cordobazo, seguido luego de levantamientos de masas similares en otras ciudades, abre una situación de crisis permanente en los círculos gobernantes provocando la caída de Onganía primero y de Levingston después para concluir con el retorno de Perón al gobierno.

-          En Bolivia, por su parte, la movilización combativa y decidida de las masas logra, en octubre de 1970, conjurar un intento de golpe fascista acaudillado por Rogelio Miranda produciéndose una "apertura democrática" –el gobierno del general Juan José Torres– en la que las masas obreras y populares despliegan una febril actividad política reivindicando sus derechos, reestructurando sus partidos de clase y constituyendo los gérmenes de un poder revolucionario, la Asamblea Popular, hasta que este proceso fue cortado por el golpe fascista de agosto de 1971 dirigido por Hugo Banzer.

-          Por otro lado, en Perú asistimos al experimento de un gobierno militar de corte "nasserista" interesado en llevar adelante un proyecto desarrollista que, aunque no implica la ruptura de los lazos

PCCH y URSS

-          A propósito de las relaciones que existen entre el PC chileno y la burocracia soviética no está demás recordar que éste llegó incluso a apoyar sin reservas la invasión a Checoslovaquia no obstante que hasta ese instante había mantenido una activa campaña en pos de la defensa del principio de "autodeterminación de los pueblos, esto es, el respeto al derecho que cada pueblo tiene a darse la forma de gobierno que estime más conveniente.

Lectura general de la UP

La profunda crisis estructural en que hacia el final de la década de los sesenta se debatía la sociedad chilena, golpeando en forma insistente el nivel de vida de las masas populares y agravando angustiosamente los múltiples problemas sociales que se venían arrastrando por largos años,

Frei a fines de  los 1960s

-          Por otro lado, frente a las crecientes manifestaciones de protesta de las masas, el gobierno democratacristiano comenzó a emplear cada vez con más energía, o "mano dura", una política de represión (1967)

-          El 23 de noviembre de ese mismo año la CUT convoca a un paro nacional en protesta por la política económica del gobierno que pretendía recortar los sueldos de los trabajadores con el pretexto de crear un "fondo de capitalización nacional", los llamados "chiribonos".

-          Las ocupaciones de fundos y las huelgas campesinas a escala regional y nacional ganan una envergadura cada vez mayor.

-          La lucha por la reforma se extiende a todas las universidades.

-          Los estudiantes secundarios se movilizan para exigir mayores cupos en las universidades y ocupan liceos en solidaridad con los profesores en conflicto.

-          En el plano institucional se producen los primeros síntomas de desasosiego entre la oficialidad de las FFAA, los que conducen en octubre de 1969 al "tacnazo" acaudillado por el general Viaux.

Aunque sus integrantes se negaron a reconocerlo, la UP surgió en el ánimo de la mayoría de ellos como una mera alianza electoral ante la proximidad de los comicios presidenciales. En este plano sus perspectivas eran indudablemente promisorias puesto que sumando la votación alcanzada en 1969 por sus principales componentes se reunía un porcentaje cercano al 50% de los votos. Se esperaba obtener entonces una victoria segura y amplia sobre las candidaturas rivales.

Ello explica el grotesco espectáculo que brindaron los "partidos populares" cuando, habiéndose ya puesto de acuerdo en el programa de gobierno, se reunieron para discutir la designación del candidato: pusieron tal énfasis en esta cuestión que la recién constituida UP estuvo a punto de romperse.

PC chile, alianzas y vía pacífica

-          Sin embargo, para los stalinistas se trataba de algo más que de una mera alianza electoral. En ellos la constitución de la UP respondía a toda una concepción de lucha política, tanto en lo que se refiere a sus objetivos programáticos y al carácter de la alianza como a los medios que correspondería utilizar para abrir paso a la íntegra realización de su programa.

-          Luis Corvalán, secretario general del PC, en un artículo publicado en la revista Principios en enero de 1961 -y que lleva el sugestivo título "Acerca de la Vía Pacífica"- cita un extenso párrafo de la Declaración de Moscú de los "81 Partidos Comunistas y Obreros" en el que se recoge la tesis de la "vía "pacífica" formulada por el XX Congreso del PCUS.

-          “conquistar una mayoría estable en el Parlamento, hacer que éste deje de ser un instrumento al servicio de los intereses de clase de la burguesía, para convertirse en un instrumento al servicio del pueblo trabajador, desarrollar una amplia lucha de masas fuera del Parlamento, romper la resistencia de las fuerzas reaccionarias y crear las condiciones necesarias para hacer la revolución socialista por vía pacífica. Todo esto será posible únicamente por medio de un desarrollo amplio y constante de la lucha de clases de las masas obreras y campesinas y de las capas medias urbanas contra el gran capital monopolista, contra la reacción, por profundas reformas sociales, por la paz y el socialismo” (congreso XX del pcus)

-          “Del mismo modo, hay que tener también en consideración el pensamiento marxista en el sentido de que entre la revolución democrática y la revolución socialista no media ninguna muralla china. Todo esto nos permite afirmar que teóricamente la tesis acerca de la posibilidad de la vía pacífica es también válida en el caso de algunos países donde en este momento no se plantea la revolución socialista, sino la revolución democrática, o simplemente una revolución nacional libertadora" (Corvalán, 1961)

-          "...las transformaciones que están planteadas sólo podrán ser la obra de una verdadera revolución popular y nacional, democrática, antiimperialista y antifeudal" (Corvalán, 1961)

 Inexistencia de la burguesía nacional (PC)

-          “En países como la República Árabe Unida y otros, la burguesía nacional ha demostrado cierta capacidad revolucionaria en la lucha por la independencia y el progreso. Pero aquí, en Chile, ayer bajo la jefatura radical y hoy bajo el liderato demócratacristiano, demuestra que, si bien suele tener una que otra "aniñada", cae por lo general en la conciliación y la entrega ante el imperialismo y la oligarquía. En cambio, la clase obrera ha tenido y tiene por esencia una actitud de lucha consecuente contra, tales enemigos" ("La clase obrera, centro de la unidad y motor de los cambios revolucionarios", informe central al XIII Congreso Nacional del PC).

-          "Por lo visto, la burguesía latinoamericana ya no es capaz de encabezar los procesos revolucionarios, aunque sí, algunos sectores de esta clase social pueden participar en ellos" (Luis Corvalán: "Unión de las fuerzas antiimperialistas", artículo publicado en la revista Nuestra Época Nº6, junio de 1967)

“Se ha incorporado a la Constitución la facultad del Ejecutivo de disolver el Parlamento por una sola vez durante su mandato, previa consulta plebiscitaria en caso de conflicto entre ambos poderes. En algún momento, en el momento oportuno habrá que echar mano de dicha facultad" (Luis Corvalán, 1970)

"se ha creado en Chile una situación cuya peculiaridad radica en que, desde el punto de vista de clases, la dualidad de poder se expresa en una línea demarcatoria al Interior del propio aparato estatal existente, más que en el enfrentamiento al aparato estatal de la burguesía por uno alternativo a él que exprese los intereses del proletariado y sus aliados, como era el caso, por ejemplo, de los soviets frente el Gobierno Provisional"
(Sergio Ramos, Chile: ¿una economía de transición?)

Programa de corto plazo y consecución de mayorías

-          ¿Cómo lograr este respaldo mayoritario? El control del gobierno haría posible alcanzar este objetivo: la evolución de la economía del país hacia formas cada vez más acentuadas de capitalismo monopolista de Estado (en el marco de las relaciones de dependencia que le son propias) había puesto en sus manos diversas formas de control sobre el aparato productivo que, manejadas inteligentemente por las "fuerzas populares", permitirían desarticular las bases del poder económico de las clases dominantes y mejorar considerablemente la relación de fuerzas en beneficio del proletariado. En efecto, el Estado, especialmente a través del Ejecutivo, venía ejerciendo desde hacía muchos años un rol decisivo en la reproducción ampliada del sistema,

-           Si esta función reguladora se adecuaba al funcionamiento "normal" de una economía fuertemente dependiente del capital extranjera y a un proceso de concentración creciente del poder económico en manos de unos pocos monopolios, los instrumentos legales que permitían el cumplimiento de esta función bien podrían ser usados por un "gobierno popular" para impulsar el desarrollo de una política económica que beneficiara a las grandes mayorías, a los sectores más empobrecidos de la nación.

-          Esta relativa autonomía del gobierno dentro del conjunto del sistema legal e institucional burgués y la enorme incidencia de éste sobre la marcha de la economía del país abrían la posibilidad de poner en práctica una política económica de corto plazo que favoreciera claramente a los trabajadores.

-          “El éxito de esta política económica de corto plazo, constituía un aspecto clave, decisivo, en la estrategia UP puesto que ello permitiría aumentar el respaldo de masas al gobierno, premisa indispensable para hacer posible la implementación de un conjunto de reformas institucionales sin romper la continuidad de los mecanismos legales vigentes”

Programa de largo plazo

-          Estas medidas tienen por objeto "fortalecer y desarrollar conscientemente el capitalismo de Estado" con el fin de "facilitar -en su momento- la base material para la transición al socialismo" (Sergio Ramos, Chile: ¿una economía en transición?).

Ingenuidad de Allende

-          Para decirlo con las palabras del propio Allende, ¿era posible el desarrollo de un "segundo modelo de transición al socialismo ... la primera sociedad socialista edificada según un modelo democrático, pluralista y libertario" (es decir sin convulsión revolucionaria o "costo social")?

Otros

Evaluación del MIR

-           Conociendo una importante evolución en todos los planos de su actividad, el MIR logró saltar del nivel de grupúsculo semidesconocido y marginal al de una dinámica e influyente organización revolucionaria estructurada a escala nacional, con una creciente implantación en las masas, hegemonizando el espacio político que las fuerzas revolucionarias lograron conquistar en el curso de la crisis que sacudió al país.

-          El MIR en el momento de fundarse es uno de los numerosos grupos revolucionarlos que surgen en ese mismo período a lo largo del país como producto de múltiples desprendimientos operados en las filas del PC y del PS. En general la "izquierda revolucionaria" presenta un cuadro de atomización extrema, desgarrada por una controversia ideológica entre los diferentes grupos y grupúsculos que la conforman y que viven en una situación de crisis permanente, dividiéndose, unificándose y volviendo a dividirse.

Tres factores contribuyeron poderosamente a generar esta eclosión de grupos revolucionarios:

1. La frustración de amplios sectores de la militancia de izquierda ocasionada por la derrota del FRAP en las elecciones presidenciales de 1964.
2. El conflicto chino-soviético que profundizó enormemente la crisis del stalinismo.
3. El triunfo de la revolución cubana y la orientación impulsada por sus dirigentes en América Latina de estímulo político y material a las guerrillas.

-          Este último factor va a adquirir finalmente un peso fundamental en la definición de los rasgos característicos del MIR como organización revolucionaria, dando base y dirección al proceso de homogenización de sus cuadros. Un ejemplo que ilustra claramente este hecho lo constituye una de las primeras consignas que los militantes del MIR escribieron en las murallas de Santiago y Concepción y que decía simplemente "Revolución a la cubana".

-          El proceso por el cual el MIR se identifica con la corriente castrista y pasa a constituir la expresión chilena de esa corriente no lo lleva a superar el vacio teórico sobre el que surgió, el eclecticismo que lo caracterizó desde un comienzo, sino a justificarlo, a elaborar racionalizaciones sobre la necesidad de "actuar antes que teorizar" y a buscar su cohesión en la elaboración de una "estrategia militar" para Chile y en la preparación técnica y militar de sus miembros.

-          Su estrategia "alternativa" al reformismo prácticamente se redujo a propagandizar el valor de la lucha armada frente a la vía pacífica propugnada por los partidos del FRAP. Desde el punto de vista de sus fuerzas militantes y de su significación política, el MIR constituye durante esta primera etapa una organización grupuscular, que se desarrolla al margen del desenvolvimiento de la lucha de clases en el país, carente de nexos con la clase obrera o con otros sectores populares e implantada exclusivamente en algunos medios universitarios e intelectuales.

-          El Congreso que realiza durante el año 1967 consolidó en forma mucho más clara la fisonomía política del MIR como una organización castrista. La nueva dirección elegida en el Congreso, compuesta por un equipo de jóvenes cuadros revolucionarios formados en los medios estudiantiles, se identificaba en forma casi absoluta con la orientación propugnada por los cubanos y se abocó a desarrollar más claramente sus concepciones sobre la lucha armada "irregular y prolongada" que tendría lugar en Chile y cuyo escenario fundamental sería el campo. Incluso se llegó a afirmar que las peculiaridades nacionales carecían de importancia y en modo alguno podrían objetar la validez de la estrategia de "guerra irregular y prolongada".

-          En este último, plano el MIR sólo pudo desarrollar una presencia política significativa en algunos centros universitarios, particularmente en Santiago (Instituto Pedagógico y otras escuelas de la U. de Chile) y Concepción, alcanzando cierta notoriedad durante la lucha por la reforma universitaria. Con relación a la clase obrera u otros sectores populares no se intentó desarrollar ningún trabajo serio y organizado. El periódico sólo apareció algunas pocas veces en forma completamente irregular y sin mostrar un contenido que demostrara la intención de realizar un trabajo de implantación en las masas.

-          Foquismo y Regis Debray…Agitación sectaria que se expresa en un conjunto de consignas que no guardan ningún nexo con la realidad de la lucha de clases que se desarrolla en el país, consignas ultraizquierdistas propias de un propagandismo vacío. Un ejemplo significativo es la consigna "Che: guerrillas adelante - MIR" que ocupa un lugar central, durante algún tiempo, en la propaganda del MIR.

Segunda etapa del MIR (post 1969)

-          El año 1969 constituye un hito fundamental en la trayectoria del MIR, al operarse una profunda transformación en su estructura orgánica y en la actividad práctica de sus militantes.
-          Esta transformación es impulsada desde arriba, a través de métodos burocráticos, por el Secretariado Nacional elegido en el Congreso de 1967. En agosto de ese año correspondía realizar un nuevo Congreso en el que se debería hacer un balance de lo realizado hasta la fecha y fijar la orientación política para el próximo período. Sin embargo, el Secretariado Nacional decidió imponer sus puntos de vista al conjunto de la organización por medios diferentes, expulsando del MIR a los miembros disidentes del Comité Central y cancelando la realización del Congreso.
-          La organización se encontró abruptamente sacudida por una grave crisis interna. La actitud del SN provocó la marginación de numerosos cuadros, especialmente en la Universidad de Chile en la que la influencia del MIR decayó ostensiblemente. Estos militantes darán origen a diversos grupos entre los cuales se contaron el Frente Revolucionario, la Tendencia Revolucionaria Octubre, el Movimiento Revolucionario Manuel Rodríguez (MR-2) y la VOP

-          el carácter burocrático de su estructura orgánica y métodos de funcionamiento…Surge en esta forma una fuerte centralización organizativa que, dado las características del MIR, sólo podía conducir al verticalismo más extremo, y se trabaja en la constitución de los grupos político-militares (GPM), que equivalen a los comités locales del PC o a las seccionales del PS

-          El viraje que entonces tiene lugar en la orientación del MIR consistía en lo fundamental en la implementación de una política destinada a procurar apoyo de masas para la lucha armada por medio de un trabajo de agitación y propaganda cuyo eje central lo constituirían las "acciones directas".

-          Las "acciones directas" fueron concebidas como la fase de transición que conduciría desde una situación de relativa paz social a una situación de guerra popular abierta. En consecuencia, deberían tener un significado político transparente para las masas y realizarse en forma generalizada, a lo largo y a lo ancho del país, en ciudades y campos, en industrias y poblaciones, etc.

-           El período de la lucha clandestina en los últimos años del gobierno de Frei, con las acciones espectaculares que trajo aparejadas, hizo conocido al MIR a nivel nacional, creando una aureola de romanticismo y una leyenda heroica en la conciencia de amplios sectores populares. Sin embargo, los lazos del MIR con la clase obrera continuaron siendo sumamente débiles o inexistentes. Sólo en los medios estudiantiles continuaba desarrollándose, reclutando a la mayor parte de sus futuros cuadros intermedios (recuperación de parte de la influencia en la U. de Chile, apertura de nuevos frentes en la UC, UTE, secundarios y sedes universitarias de provincias).

-          Por otro lado, aparte de la publicidad que sus acciones lograban en la prensa sensacionalista, el MIR carecía de una propaganda propia, sistemática y planificada. Sólo la revista Punto Final ofrecía cierta difusión a sus opiniones políticas.

-          Eclecticismo, empirismo, verticalismo y oportunismo

El MIR ignora las elecciones de 1970

-          Solamente llamó a combatir a las candidaturas de Alessandri y de Tomic. Sobre el significado político de la candidatura de la UP, sus perspectivas y la necesidad de apoyarlo o no, simplemente no dijo una palabra. La verdad es que el MIR consideraba inevitable la derrota de Allende y se apresuraba a sacar cuentas alegres sobre sus propias posibilidades después de la elección, cuando la frustración generalizada de la izquierda por su derrota inminente la llevara a volver la vista hacia él.

Una vez producido el triunfo de la UP

-          el MIR se apresuró a levantar una teoría acerca de la inminencia de un enfrentamiento a corto plazo -específicamente se afirmó que un golpe de Estado se produciría inevitablemente en los meses siguientes llegándose incluso a señalar algunas fechas- lo que por un lado le proporcionaba un elemento de cohesión a sus propias filas y, por otro, le permitiría encubrir su viraje conciliador y oportunista frente al reformismo durante el primer período del gobierno UP (formación del GAP, elecciones FECH, asesinato de Amoldo Ríos, silencio frente a la operación UNITAS, posición inicial en torno a la nacionalización del cobre, etc.).

Viraje del castrismo e impacto en el MIR

-          El desplazamiento de la dirección cubana hacia la estrategia internacional de la burocracia soviética ha contribuido fuertemente a redefinir la orientación del MIR, ejerciendo una inevitable presión sobre sus dirigentes y sus cuadros intermedios. El giro de los cubanos ha sido tan radical que incluso Carlos Rafael Rodríguez, en una de sus visitas al país, llegó a declarar que la UP constituía la única alternativa revolucionaria existente en Chile. De este modo, una política de total independencia frente a la UP habría llevado al MIR a una inevitable ruptura con la dirección cubana y eventualmente con otras organizaciones castristas de América Latina (MNL - Tupamaros de Uruguay, ELN de Bolivia, PRT-ERP de Argentina) en cuya ayuda material y prestigio político basaba en parte la cohesión de sus propias filas.

El MIR y la Asamblea popular

-          Sin embargo, esta idea central de una táctica revolucionaria en ese período no encontró ninguna acogida en la propaganda y en la agitación realizada por el MIR a escala nacional. Frente a la reacción indignada del reformismo ante la Asamblea Popular, el MIR guardó un completo silencio. Ni un sólo rayado mural en Santiago o en el resto del país propagandizó la vigencia política del "Poder Popular", ninguna campaña a favor de la Asamblea Popular apareció tampoco en el "Rebelde" y superada la crisis del reformismo todos se olvidaron del asunto hasta que las masas comenzaron

Luego del paro patronal de octubre de 1972, el MIR elaboró “el pliego del pueblo”

-          el MIR pudo sacar el habla y lanzar un manifiesto alternativo al llamado "Pliego de Chile" demócratacristiano: el "Pliego del Pueblo". El "Pliego del Pueblo", concebido en base a un conjunto de reivindicaciones de transición cuya agitación entre las masas debería extender y profundizar la dinámica de lucha de la clase obrera y de las masas populares, entregó por primera vez a los militantes del MIR una orientación relativamente coherente para el trabajo de masas, a pesar de las insuficiencias centrales que contenía desde un punto de vista revolucionario.

MIR en 1973

-          Durante los meses postreros del gobierno UP, el MIR sólo se atreverá a llamar tímidamente a las masas a luchar por un "verdadero gobierno de los trabajadores", fórmula desde todo punto de vista equívoca, cuya materialización en la práctica era concebida como producto de la presión de las masas sobre el gobierno de la UP para "obligarlo" a comportarse como un "verdadero gobierno de los trabajadores" y a actuar enérgicamente frente a la ofensiva desatada de la burguesía

El MIR y su política de las armas

-           Su política militar consistió exclusivamente en preparar sus «propios destacamentos armados y en llevar la agitación al seno de las FFAA tratando de organizar allí puntos de apoyo entre la tropa y la suboficialidad.

-          Pero el aspecto central de una política militar en un período preinsurreccional debe ser el armamento de las masas, la formación de destacamentos de combate entre los trabajadores como fuerza central de apoyo de las acciones ofensivas que los destacamentos del Partido, mejor adiestrados y más seguros, deben realizar.

-           Los afiches dirigidos a la tropa que fueron pegados en las murallas de Chile por el MIR fueron variados y numerosos. Igualmente lo fueron las páginas que dedicó "El Rebelde" a propagandizar este aspecto del trabajo militar. Sin embargo, ni un afiche o artículo de "El Rebelde" fue dedicado a propagandizar la idea de las milicias populares.

El MIR, a pesar de muchos aciertos innegables, estuvo lejos de constituir ese Partido. Desde luego ya no era en 1973 la organización guerrillerista de 1967 o incluso de 1969. Había sufrido una notable evolución en todos los planos de su actividad, madurando en muchos aspectos. Y sin embargo, como lo señalábamos anteriormente esta evolución siempre estuvo enmarcada en los moldes del centrismo, es decir, del eclecticismo teórico, el empirismo político y el burocratismo organizacional. Fueron estos rasgos, que el MIR no dejó de arrastrar ni un instante como un pesado fardo

Problemas conceptuales y analíticos

El estado bajo el mpc

El aparato estatal es un poderoso factor de centralización de la nación bajo la hegemonía de las clases dominantes y, a la vez, un factor de homogenización política de las propias clases dominantes.

Carácter de las ffaa en AL dependiente

-          En la medida en que las burguesías "nacionales" de los países semicoloniales como el nuestro se muestran, a estas alturas del desarrollo histórico, absolutamente incapaces de sostener una política independiente frente al imperialismo -con cuya capacidad económica y militar no pueden competir, debiendo en consecuencia aceptar la integración económica, política y militar del país a los centros imperialistas de los que dependen- los ejércitos de estos países pasan a constituir piezas subordinadas del sistema militar imperialista. La capacidad combativa de estos ejércitos frente a las exigencias de la guerra moderna no puede ser tomada demasiado en serio, dado lo restringido y anticuado de su armamento. En caso de desatarse algún conflicto local entre dos de estos países, estos ejércitos pasan a convertirse en juguetes a manos de las potencias que están en condiciones de suministrarles armamento moderno y reponer los equipos dañados. Por ello, la principal misión que les corresponde a las FFAA en países como los de América Latina es de carácter interno, "anti-subversivo": garantizar por medio de la fuerza la completa sumisión de las masas oprimidas al régimen de superexplotación que caracteriza al proceso de acumulación monopólica de estas regiones.

-          Es esta situación, considerada globalmente, lo que explica el tremendo peso que las instituciones armadas del Estado burgués han adquirido en los países latinoamericanos,